Blogia
La cábula

lléguenle

Pasen a mi casa. Tengo la esquina de una bolsa de plástico llena de un polvo blanco con las características físicas de la cocaína. Pasen a mi casa y antes de entrar orinen el árbol que necesita el complemento de esas cacas de perro. Pasen a mi casa, ráyenme la madre, véanme bailando con libertad, empinándome el último trago de tequila Orendáin. Pasen a mi casa, que está llena de mí y hiede, porque sigo siendo, gracias a dios y en esta navidad: una mierda inmensa. (c.s.)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

mancu -

eso que ni que
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres